Sobre obtener la Victoria Privada

4 08 2013

Nota de inicio:

Acabo de revisar y ya son casi dos años sin haber publicado en mi blog. Pero cuando uno tiene algo que decir… hay que decirlo. Me alegra escribir de vuelta.

 

Sobre obtener la Victoria Privada

La vida nos pone delante un sinnúmero de situaciones, cada una con su particularidad. Sin embargo, más allá de aquellas que debemos enfrentar hacia el exterior, resulta mucho más importante prestarle atención a esas situaciones de nuestro interior – Las batallas privadas- que surgen día tras día.

Ahí reside el secreto de nuestra fortaleza como ser humano: en luchar y vencer a las confrontaciones consigo mismo. Son éstas las más difíciles pero también constituyen un requisito para verdaderas victorias ante la vida. 

 

Pueden ser las más evitadas, las menos deseadas, a las que menos atención se les presta, Pero son ésas, las batallas fundamentales. Las que se libran dentro de nosotros.

Y ¿Cómo estamos saliendo de ellas? ¿como vencedores o como perdedores?

 

 

 

 

Anuncios




Disfrutar lo simple: Book

3 05 2011

Con el paso de los años nos hemos acostumbrado a que la satisfacción  solamente nos la dan  los objetos o actividades complejas, sofisticadas, a la moda. Y nos hemos creído la idea de que sí, solamente para que una actividad nos genere placer debe ser compleja.

Pues bien, quiero decirles que esto es falso. La simpleza de las cosas puede ser altamente llamativa y podemos disfrutar con ella tanto como con otro objetos. Veamos pues ( y piensa si te pasa) que cada vez estamos menos tiempo en silencio, o no podemos pasar un lapso de tiempo en nuestra casa sin tener el televisor/computador/ equipo de  sonido prendidos, o no pasamos algunos minutos contemplando los días bonitos, los atardeceres bonitos, o dedicamos un tiempo para llamar a un amigo o un familiar, o sacamos tiempo para orar o reflexionar sobre nosotros, para disfrutar nuestra comida, etc, etc, etc.  Todo esto, simple y sencillo. ya Hasta ni uso hacemos de un lápiz y un papel para esbozar nuestras ideas sino que debemos utilizar un computador o un dispositivo móvil.

En contraste, lo complejo: estar “conectado” a un sinfín de tecnologías, mantener ocupado trabajando, tener que salir constantemente (y algunas veces de prisa)  a comprar, a comer, a rumbear. Atender minuto a minuto  el teléfono celular, prefirir la comunicación “virtual” que el trato físico y de frente.

Pues bien, les hago un llamado a lo simple. A disfrutar  de las actividades sencillas que cada día pueden traer tranquilidad, descanso e incluso novedad a nuestras vidas.

Por ejemplo, la lectura; sí, leer, con el clásico libro de papel. ¡Una actividad que ha sido ejecutada por siglos! desde que nació la escritura en el hombre, miles de años atrás (por lo hace más de 2500 años) y que aún hoy puede seguirnos llenando de satisfacción y transportando nuestra imaginación más allá de todas las fronteras que nuestro entorno e incluso nosotros mismos podemos poner.

A continuación, les dejo un buen video que ejemplifica con claridad  lo que les quiero decir.

¡Ánimo, a leer y a disfrutar las cosas simples!

Pd: No olvidemos por favor que en el mundo siguen existiendo muchas personas  analfabetas que deben vivir privadas del placer de leer ( y por ende tener una comunicación plena). Y en Colombia, el analfabetismo está alrededor del 10 % de la población general (o sea, de 10 personas que viven en tu ciudad, 1 persona es analfabeta) – Fuente: Indicadores básicos en salud 2008 – Ministerio de la protección social de Colombia





Cuento colectivo

24 04 2011

Hoy desperté pensando en que la creatividad de las personas es impresionante y muchas veces dejamos de ejercitarla y de darle rienda suelta a ella.  A veces porque nos da pereza, otras porque andamos llenos de trabajo por hacer u otras porque las actividades que hacemos dan poco espacio para ella. Por lo tanto, si ya estás leyendo, me gustaría que me ayudaras con un ejercicio de, llamémoslo, creatividad colectiva.

El ejercicio es muy sencillo: Yo comenzaré un cuento y lo escribiré hasta cierta parte. Acto seguido, la persona que esté leyendo va a escribir la continuación de la historia (poniendo un comentario en el blog – parte inferior) hasta cierta parte, de manera tal que otras personas la sigan. Y cada

persona que vaya llegando y vaya leyendo los comentarios (o sea, el desenlace de la historia) debe irla completando con su continuación.

¿Qué les parece? personalmente me parece muy interesante ver hasta dónde puede llegar la historia.

Así que empecemos… ¡y que la creatividad vuele!

“En un país muy lejano cuyo nombre no recuerdo pero cuyos cielos azules y verdes montañas inspiraban pasión a la vida, habitaba un niño que vivía una vida en las nubes, por así decirlo. Este niño soñaba y soñaba constantemente  con situaciones y posibilidades que los adultos pensaban inconcebibles. Un día, mientras se encontraba en una de sus habituales caminatas por el sendero que llevaba de su casa a la escuela, comenzó a imaginar que de repente podría aparecer un gran…